Alberto Salcedo Ramos: “La mejor coraza es tener una buena historia”

PeriodismoUPC

El periodista narrativo brindó la conferencia “Nueva Crónica de Indias, un género periodístico” en la UPC

Alberto Salcedo en el auditorio de la UPC. Fotografía: Angie Anticona.


Redacción: Angie Anticona

Video: Michelle Linares

El martes 13 de noviembre, la Universidad Peruana de Ciencias Aplicadas tuvo como invitado especial al cronista colombiano Alberto Salcedo Ramos. Como periodista narrativo tiene una amplia trayectoria: ha dictado talleres de crónica  en distintos países y ha sido incluido en numerosas antologías como “Mejor que ficción” y “Antología latinoamericana de la crónica actual”. Asimismo, ha ganado dos veces el Premio a la Excelencia en la Sociedad Interamericana de Prensa, fue merecedor en seis oportunidades del Premio Nacional de Periodismo Simón Bolívar y ha recibido el Premio Ortega y Gasset de Periodismo.

La docente del curso de Periodismo Literario de la UPC, Elda Cantú, fue la encargada de moderar el evento. El primer tema que se tocó en el conversatorio fue hablar sobre las dificultades que tienen que atravesar los periodistas en sus inicios. El cronista empezó contando que cuando recién estaba dando sus primeros pasos en el ejercicio periodístico escribió un texto llamado “Cómo sobrevivir al primer portazo en la cara”. Asimismo, escribió un libro que se titula “Botellas de náufrago” en alusión a  los tropiezos que pudo tener al comienzo de su carrera. Al principio, en una máquina de escribir que le regaló su abuelo, redactaba textos que nadie los quería publicar. Llevaba crónicas largas a medios de Bogotá donde tampoco nadie las difundía. Luego consiguió trabajo en El Universal de Cartagena, el cual resultó ser muy simbólico, ya que fue el primer periódico donde trabajó Gabriel García Márquez.

Por otro lado, Salcedo Ramos realizó ciertas reflexiones sobre el periodismo. Mencionó que la curiosidad es un elemento imprescindible para esta carrera, tal como lo mencionaba Gay Talese. Además, hizo hincapié en que si bien al inicio se puede fracasar en el proceso de la escritura, la mejor coraza es tener una buena historia y algo poderoso que contar.

Casi al final del evento, surgió el tema de las preguntas en el periodismo. “Hacer preguntas es inevitable, pero te engañas si crees que la única forma de hacer periodismo. Muchas veces los periodistas hemos convertido, durante años, la pregunta en una expresión de la pereza”, sostuvo el cronista. Mencionó que con mucha frecuencia por desidia a investigar, los periodistas se limitan solo a hacer una pregunta tras otra y querer que el entrevistado les proporcione gran cantidad de datos.

“Vamos donde un personaje, lo sentamos al frente, le hacemos preguntas para que nos regale unas respuestas y salir corriendo a escribir”, mencionó Salcedo Ramos. Por ello, es que Alma Guillermoprieto afirmaba que, a partir de esta situación de conformismo por seguir escudriñando, se desprende la idea del síndrome del entrecomillado , donde simplemente se escribe una respuesta que parece atractiva, se redacta y no se continúa recabando información.