El largo camino a casa

CoronavirusFamilia

Algunas personas deciden continuar su camino al final de la noche por la menor sensación de calor (Fotos: Matt Apolitano)

Miles de ciudadanos en todo el país pretenden volver a sus regiones a como dé lugar. Sus últimas monedas las destinan a arribar al punto de inicio del viaje; estas personas arriesgan su salud a razón de poder subsistir en sus ciudades natales.

Escribe: Matt Apolinario

Cientos de personas se han dado cita en las principales carreteras del Perú; otros han empezado una travesía accidentada: pasan por montañas y/o arenales. Hay un factor azaroso, Maykol Pariona, por ejemplo, murió al intentar cruzar el río Pampas, entre Apurímac y Ayacucho. Su compañero sí logró su cometido y fue quien expuso el caso.

Se calcula que alrededor de 167 mil ciudadanos de diversos lugares del país intentan regresar a sus regiones. Lima concentra el 90%. Esto se evidencia en las grandes aglomeraciones de personas en la carretera Central, la Panamericana Sur, la autopista Ramiro Priale, la Panamericana Norte, en el Grupo Aéreo número 8, afuera de las agencias interprovinciales en la avenida 28 de Julio (La Victoria) y la plaza Manco Cápac.  La sobrevivencia inmediata depende en muchos casos de la solidaridad de vecinos. El dinero es escaso, por lo que comer o beber agua se halla supeditado a la voluntad de personas que realizan “ollas comunes” para su cena y/o desayuno. Algunos se acercan solos y empiezan a repartir botellas de agua. De algún modo, estas acciones ayudan a atravesar este difícil momento.

Por lo pronto, el gobierno ha ordenado un resguardo policial. Es así que las condiciones de seguridad ante posibles asaltos u otra eventualidad parecen estar garantizadas. Cabe mencionar, la labor policial no consiste en transportarlo o acercarlos a sus destinos. Ellos se restringen a acompañar su recorrido y vigilar los campamentos que improvisan al caer la noche. Sin embargo, surge una duda: ¿cómo entender este fenómeno?, ¿cómo denominarlo?, ¿a qué responde este desplazamiento?, ¿es un problema cuya causa inmediata es la pandemia? Estas dudas son absueltas en el reportaje “Éxodo” de la revista Punto Seguido. Para mayor información, has clic aquí.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *