¿Estamos cerca de una tragedia como la de Génova?

Periodismo

Luego de la repentina caída del puente Morandi en Italia, la pregunta cae de maduro: ¿las estructuras en nuestro país están expuestas a una situación similar?

En la mira. Para el ingeniero Javier Cornejo, el puente Huánuco del Rímac representa un potencial peligro si no recibe mantenimiento.

Redacción: Alfredo Rebaza

43 muertos —entre ellos un compatriota— fue el penoso saldo que dejó el derrumbe del puente en una autopista en la ciudad de Génova, hecho que pone en alerta no solo a las autoridades europeas, sino también a las peruanas. Inmersos en un clima de constante humedad, lluvias, huaicos, además de la antigüedad de nuestras estructuras, cabe cuestionarse si en nuestro país puede ocurrir un siniestro semejante.

Para Javier Cornejo, presidente del capítulo de Ingeniería civil del Colegio de Ingenieros del Perú, en la capital existen puentes que merecen una mayor revisión y mantenimiento para evitar este tipo de tragedias.

“La vida útil del diseño [de un puente] es de aproximadamente 50 años. Lógicamente, haciéndole un mantenimiento adecuado mantendrá su buen estado de conservación y el tiempo se puede alargar. En Lima y en el Perú en general, hay puentes que superan largamente el periodo de los 50 años”, sostuvo el ingeniero.

Asimismo, Cornejo afirmó que el daño y las fisuras que sufren los puentes limeños son, en general, debido a la negligencia de los transportistas que llevan demasiada carga o que no respetan el límite de altura de los mismos.

“Estos hechos generan que se puedan ver fisuras y una exposición del acero del concreto, lo cual conduce a un efecto corrosivo y de deterioro”, explicó.