GAMARRA Y LOS INFLUENCERS: DE LOS “JALADORES” AL MARKETING DIGITAL

UPC

Foto: Freepik

En los últimos meses, la manera de realizar nuestras actividades cotidianas ha cambiado. Un claro ejemplo de esto es la compra online. Ya que salir de compras supone correr un alto riesgo de contagio, las personas prefieren comprar de manera virtual. Por ello, muchos empresarios, se vieron forzados a reinventarse e incursionar en redes sociales.

Escribe: Valeria Flores Tecocha

El emporio comercial de rubro textil más grande de Sudamérica, se paralizó por casi tres meses debido a la cuarentena obligatoria. Como consecuencia de esta paralización, tuvo una pérdida de aproximadamente S/.3000 millones de soles. A pesar de la reactivación de las actividades, las ventas siguen bajas, ya que las personas aún temen ir de compras a las tiendas. Por ello, muchos de los empresarios han decidido innovar a través de las ventas online. Ellos notaron que las plataformas virtuales son de mucha utilidad para seguir vendiendo pese a la ausencia de clientes en las tiendas físicas.

Recordemos que el modo de atraer clientes era muy tradicional. El público tenía una vasta variedad de opciones cuando iba a recorrer las galerías de La Victoria; la estrategia para atraer clientes eran los llamados “jaladores” que se encontraban en la entrada de cada galería y convencían al público de que su producto era mejor que el de la competencia. Sin embargo, al migrar a plataformas virtuales, tuvieron que aprender nuevas estrategias que les fueran útiles en el mundo digital.

Es así como se aliaron a los llamados influencers. Instagram es popular entre los jóvenes; por ello, la mayoría de marcas de ropa han optado por crear sus páginas en esta red social. Además, estos personajes suelen mover una gran cantidad de seguidores que pueden ser futuros clientes para la tienda. Brenda Valdivia Siu es una creadora de contenido que cuenta con casi 12 mil seguidores en Instagram. Ella trabaja con diversas tiendas de Gamarra que hoy en día han dado un gran paso hacia la digitalización.

Brenda comenta que se siente agradecida, ya que ahora tiene más ofertas de trabajo debido a esta creciente migración a la plataforma de Instagram. Ella manifiesta su asombro ante el empeño que las marcas de ropa están poniendo en el marketing digital. Valdivia resalta, además, la importancia e inversión que le están dando a la publicidad, ya que ahora las empresas invierten en fotografía, community manager y en publicidad con influencers. Aunque esto suponga un costo mayor, resulta beneficioso para los empresarios porque, de esta manera, las ventas pueden continuar.

La beauty vlogger comenta que trabajar con estas marcas le causa emoción porque se siente parte de esta notoriedad que está teniendo Gamarra. Antes de este boom de digital, había gente que no se atrevía ir a las tiendas por la aglomeración de personas y la delincuencia proliferante. Sin embargo, las redes les han permitido captar más clientes. De cualquier manera, este cambio significa una evolución considerable para el gran emporio comercial.