Lo cortés no quita lo Gallo

MúsicaTendencias
Por: Bruno Saavedra

foto2.jpg
Foto: Difusión

El 12 de Noviembre, en la explanada de la Costa Verde, se llevó a cabo la Final Internacional de la Red Bull Batalla de los Gallos, la mayor competición en habla hispana de rap improvisado.

En la competición, que se realizaba por primera vez en Lima, participaron 16 “freestylers” de once países diferentes: Aczino; el favorito para ganar el cinturón del campeonato y Jony Beltrán (México), Cezhar (Costa Rica), El Ciudadano (Cuba), OD (Panamá), Tom Crowley y Drosse (Chile), Valles-T (Colombia), Papo (Argentina), Lancer Lirical (Venezuela), Shadow (Bolivia), Jota y Gasper (Perú, país anfitrión) y Arkano; campeón internacional 2015, Chuty; quién obtuvo la invitación de la organización tras las votaciones y Skone (España, el país con más aspirantes).

CxGUVPYXAAAiDot.jpgFoto: Difusión Red Bull

Luego de una tarde de eventos y presentaciones de los raperos peruanos más representativos, como “Zona Infame”, se dio inicio al evento. La noche empezó cargada de expectativas y esperanzas, por ver el triunfo de nuestro compatriota José Leyva, más conocido como “Mc Jota”. Esta euforia dejó entrever cómo iba a desarrollarse la competición. El sorteo de las primeras batallas no se hizo esperar y trajo, a más de uno, mucha inconformidad. Más de un favorito iba a ser eliminado en primera ronda. En el primer enfrentamiento de octavos, uno de los raperos con más trayectoria, Aczino, caía ante el local Jota. Ante la mirada atónita de muchos que apostaron por él, terminó siendo eliminado en la primera batalla. En su rostro se notaba inconforme con el resultado y decepcionado con el público, tras recibir una botella por parte de un insensato. Por si fuera poco, durante sus minutos no recibió ningún tipo de apoyo por parte del público. Este escenario fue un constante durante las siguientes batallas. En la que todas y cada una de ellas, sólo se apoyaba al local. Incluso en los enfrentamientos en que se disputaban nacionalidades distintas el ánimo de las personas dejaba mucho que desear. Sin embargo, el show tenía que continuar.

1530293.jpgFoto: Difusión Red Bull

No sin polémica, vimos cómo los raperos Jota, Jony B, Arkano y Skone se convertían en los semifinalistas de la noche dejando fuera a muchos favoritos. Antes de la gran final, Arkano eliminaba sin problemas a un Jony B bastante desanimado, logrando el tercer puesto de esta décima edición. Convirtiéndose en el único campeón internacional en alcanzar el podio nuevamente.

De esta manera, se habilitó la gran final: Jota vs Skone. Nuestro compatriota, Jota, fue el primero en rapear, ofreciendo rimas bastante certeras a su oponente. En el turno del español,Skone, al empezar no titubeó al dirigirse al público. Fue una batalla reñida. El español fue bastante estratégico y utilizó el público en contra a su favor, soltando unas rimas bastante contundentes que poco a poco iba convenciendo al jurado. Cada “punchline” que Skone le propinaba a Jota, procedía de un silencio criminal de las más de 20.000 personas del público, que utilizaba ese recurso para poder desentonarlo. Sin embargo, no fue suficiente. El español Skone o más conocido como “el Chemi del Puerto”, cayó al suelo entre lágrimas al ganar la batalla, mientras un  público perplejo no dudo en mostrar el rechazo del resultado pifiando y retirándose del evento.

1530276.jpgFoto: Difusión Red Bull