Los cinco lugares más visitados en el día de los muertos

Terror
Fortaleza Real Felipe (Foto: Andina)

Escribe: Paolo Rojas  

Lima encierra muchos misterios, muchos lugares enigmáticos que aquellos que son fanáticos de lo tenebroso no dudan en visitar, sobre todo en fechas como Halloween y el Día de los muertos. Algunos lo hacen en busca simplemente de experiencias aterradoras, y otros con el fin de pasar un momento con sus seres queridos, esos que ya no están físicamente con ellos.

 Uno de estos sitios es el cementerio Presbítero Maestro, uno de los más antiguos de la capital peruana. Este lugar cuenta con 766 mausoleos y 92 monumentos históricos, motivo por el cual es muy visitado tanto de día como de noche, ya que se realizan tours nocturnos. En la noche de Halloween recibe a muchos visitantes, quienes durante el recorrido escuchan las historias que cuentan los mismos trabajadores de ahí. Relatos espeluznantes que erizan la piel a más de uno.

El cementerio Nueva Esperanza, ubicado en el distrito de Villa María del Triunfo, fue creado en 1961 y contiene más de un millón de nichos. El sitio es considerado como un atractivo turístico y es frecuentado por 2 millones de personas aproximadamente cada año. En el día de los muertos las familias se reúnen en este lugar para visitar a sus seres que se encuentran sepultados allí y se hace toda una celebración.
La Fortaleza del Real Felipe es otro de los sitios más recurridos el 31 de octubre y 1 de noviembre. Su arquitectura es virreinal y cuenta con una serie de pasillos, calabozos, torres, entre otras. Muchos de los cuidadores que trabajan de noche relatan la aparición de una dama de blanco cerca del torreón del rey. Además, se dice que se escuchan gritos de las almas que murieron en batalla en aquel lugar.
El cementerio El Ángel, ubicado en el Agustino, es otro de los sitios frecuentados por las personas en estas fechas. Este fue inaugurado en 1959 por el Presidente Manuel Prado Ugarteche ante la necesidad de un nuevo camposanto, ya que el Presbítero Matías Maestro había llegado a su tope. Este lugar es visitado más que todo el 1 de noviembre por las familias enteras y también se realizan tours al público en general en donde los asistentes pueden disfrutar de shows como los danzantes de tijeras y música folcklórica.
Las catacumbas de San Francisco, situadas en el centro histórico de Lima, son otros de los destinos preferidos de las personas , sobre todo si las visitas son de noche. Son una serie de bóvedas subterráneas en donde se pueden ver cráneos, fémures, tibias y peronés; los cuales forman parte del misterio del lugar y le dan un toque terrorífico.