Un deportista que no se rinde jamás

Deportes
Redacción: Diego Vergara y Luis Enrique Olaya

Llegar a ser el campeón paralímpico nacional en atletismo no es fácil. Carlos Sangama perdió su brazo derecho a los once años (2002) cuando ayudaba a su padre a recoger los cultivos y se atascó en la maquinaria que extraía los granos de las cosechas en su natal departamento de San Martín. Esto ocasionó la necesidad aprender a utilizar su brazo derecho-menos hábil- para poder seguir adelante. Su familia fue el principal motor de vida y ayudó a no aislarse en una sociedad que al comienzo le mostró indiferencia. Cada paso que da es un agradecimiento a Dios por su segunda oportunidad de vida, no se rinde y siempre mira hacia adelante ante las adversidades y falta de apoyo que recibe. Esta es la historia de un atleta único con ganas de regalar alegrías a nuestro país.

¿Cuál ha sido la mayor dificultad en tu vida?

Luego de sufrir el accidente, sufrí con la indiferencia de la gente. Fue difícil insertarme en la sociedad. Piensas en el que dirán.

¿Qué sería de Carlos Sangama sin el atletismo?

El atletismo me ha dado todo. La disciplina, responsabilidad, constancia son aspectos que aprendí gracias a la práctica de este deporte. Soy una persona discapacitada, pero no estoy incapacitado para hacer cosas.

Nos encontramos en un país donde quedan muchas cosas por realizar respecto al acceso en infraestructura que tienen las personas con discapacidad…

Es muy complicado ser deportista paralímpico en nuestro país, por nuestra condición no tenemos facilidades desde el aspecto tan básico como el transporte público. Si no fuera por los juegos panamericanos muchos no conocerían nada acerca del tema paralímpico.

¿Cómo nació la idea de dedicarte al atletismo?

Es una gran anécdota. Vi la maratón en los Juegos Panamericanos de Toronto que se trasmitía por la televisión y observé la participación de un compatriota-Raúl Pacheco- me llamo la atención, me impacto que corrió 42 kilómetros y que por poco no ganara una medalla. En ese momento, quise estar en el mismo escenario y practicar atletismo.

¿Desde cuándo practicas esta disciplina?

Desde el año 2015. Salía a correr en un parque por Chorrillos, en ese momento era una persona con sobrepeso y mi principal reto era eliminar la grasa corporal. Luego miraba videos de atletas con discapacidad y conocí el caso de Efraín Sotacuro. Pensé que su caso era extraordinario porque no contaba con ninguno de los dos brazos y estaba ganando premios por el país. En el evento “Lima Corre”, una señora se acerca a mí y me habla sobre Efraín Sotacuro y me propone entrenar en Huancayo.

¿Qué es lo más difícil que has pasado en tu trayectoria deportiva?

El apoyo. Actualmente, no me encuentro dentro del PAD (Programa de Apoyo al Deportista), ni en el Top Perú. No pido dinero, sino poder viajar y competir para tener una mayor preparación.

¿Cuál es tu método de trabajo?

Vivo en la villa deportiva de alto rendimiento de Huancayo. Trabajamos todas las semanas a doble turno y contamos con un día único de descanso.

¿Qué tan importante es para nuestro país ser sede de los Juegos Para-panamericanos?

Lo más importante es el legado que deje y la valoración de la sociedad, que comprenda que existen deportistas con discapacidad y todo es posible a base de esfuerzo. Y bueno para mí, es un sueño. Siempre quise representar a mi país, tengo toda la ilusión y convicción de que el Perú hará un gran trabajo en estos juegos.

¿Cuáles son tus metas?

Mi meta a corto plazo es ganar una medalla en los juegos para para panamericanos y a largo plazo es conseguir la clasificación a los juegos para olímpicos de Tokio 2020.

 ¿Cuáles son tus logros deportivos?

Medalla de oro en la clase T46 en el Circuito Loterías Caixa en el 2016 en la modalidad de 1500 metros, medalla de bronce en la clase T46 en el Circuito Loterías Caixa en el 2016 en la modalidad de 5000 metros. Campeón Nacional de los 1500 metros en la clase T46 en el Campeonato Nacional Paralímpica en el año 2018(campeón vigente).

¿Qué tan preparado te sientes para los Juegos Para-panamericanos?

Me siento con mucha confianza, he entrenado arduamente y me veo entonando el himno nacional en los juegos parapanamericanos, aspiro al oro.

¿Qué opinas de los trabajos realizados por la COPAL para garantizar el acceso de los atletas para-panamericano?

He visto los departamentos para los atletas paralímpicos y creo que han logrado una buena labor, garantizando la disponibilidad del uso de todos los centros competitivos.

¿Una persona con discapacidad necesita a un entrenador especializado?

El entrenador debe de conocer o tener experiencia con el trabajo de personas con discapacidad. En mi opinión, si se debe contar con un entrenador especializado.

Al considerarte un ejemplo para muchos ¿Qué mensaje le darías a las personas que cuentan con alguna discapacidad?

Siempre en la vida hay riesgos. No tengan temor al fracaso. Si cuentas con alguna discapacidad no te imposibilites de hacer o lograr tus metas. El inicio es complicado, pero cuando alcances tus sueños nadie te lo puede quitar.

¿Cuál tu proyección en unos años?

Tengo la convicción de llegar a ser funcionario dentro del IPD, se lo que cuesta la falta de apoyo y quiero realizar políticas que faciliten el acceso a los recursos y se solidaricen con la mayor cantidad de casos deportivos.

Si tuvieras que resumir tu carrera deportiva en una sola palabra, ¿Cómo la calificarías? Y, ¿Cómo te autocalificarías en una sola palabra como persona?

Soy una persona muy perseverante y competitiva. Cuando me mentalizo en ganar algo lo logro así me cueste mucho tiempo para alcanzarlo.