Lima, librada de los efectos de la congestión vehicular

Transporte

Vía Expresa y Javier Prado. Foto ANDINA-Carlos Lezama

El confinamiento establecido por el Gobierno de la República ha posibilitado que se vea una Lima diferente. Menos bocinazos. Menos accidentes de tránsito. Ante lo cual surge una conocida herramienta: la bicicleta como alternativa de transporte.

Escribe: Alejandro Gonzáles

Lima vive un hecho sin precedentes en plena propagación de la pandemia del coronavirus (COVID-19). En las últimas dos semanas, según estudios realizados, la capital ha registrado cifras atractivas que evidencian los efectos de la restricción vehicular en la capital.

Una publicación realizada por «Lima Cómo Vamos» reconoció que el segundo problema que más afecta a los limeños es el transporte urbano. Asimismo, el start-up IOTLAB.pe constató que, entre los días lunes 16 y jueves 19, la Av. Javier Prado ha registrado 30% menos de material particulado luego de restringirse el paso vehicular. En 15 días de cuarentena, se dejaría de emitir 90 mil toneladas de gases tóxicos.

«Esto es algo histórico. No hay registro de algún evento de restricción total a lo largo de la historia. (…), la gente está más consciente de lo que había, ahora que no lo hay: no hay contaminación, no hay bocinazos. Incluso, hay gente en redes sociales pidiendo que esto ocurra una o dos veces al año», sostuvo Juan Pablo León Almenara, periodista especializado en ciudad y transporte de El Comercio.

En ese sentido, Lucas De La Cruz, Coordinador de Comunicaciones de «Lima Cómo Vamos» sostiene que se está construyendo una ciudad no habitable para los limeños. «Es importante construir pensando en las personas. En lo personal, creo que estamos lejos de ofrecer y garantizar un transporte público de primera», comentó.

Así lucen las calles de Lima, luego de que el Ejecutivo decretara Estado de Emergencia Nacional por 15 días. Avenida Canadá y Vía Expresa Paseo de la República. Foto ANDINA: Vidal Tarqui.

-CONTAMINACIÓN SONORA-

Según la OMS, el oído humano tolera hasta 55 decibeles (dB) sin dañar nuestra salud, mientras que ruidos mayores a 60 dB pueden provocarnos malestares físicos. Mientras tanto, un claxon de un auto, aproximadamente, produce 110 dB. En Lima, en promedio, llega a producirse 10 bocinazos en un día si el recorrido del automóvil alcanza alrededor de los 20 kilómetros.

Un reportaje publicado en el diario El Comercio señaló que 1.800 millones de dB en bocinazos se dejan de emitir en Lima por cada día de restricción vehicular y 27.000 millones de dB en, al menos, 15 días de inamovilidad.

-ACCIDENTES DE TRÁNSITO Y MUERTES-

En el Perú, al día, mueren 8 personas en accidentes automovilísticos: volcaduras y atropellos. En Lima, al menos, dos por día. Se estima que, en 15 días de paralización, en el Perú, se dejaría de producir unos 3.690 accidentes de tránsito, mediante un estudio del diario El Comercio.

«Se están salvando vidas, no por protegernos del coronavirus, sino por protegernos de los carros. Pero son dos cosas totalmente distintas; es algo paradójico. Te sorprende saber que deberíamos nunca movernos o nunca tener carros, tampoco es así. El mensaje es clarísimo: miren cuántas vidas se están salvando por cómo nos comportamos al volante», sentenció León Almenara.

-LA BICICLETA COMO ALTERNATIVA-

La bicicleta es una conocida alternativa de movilización. Las personas que consiguen salir de sus hogares en este Estado de Emergencia han encontrado un nuevo medio de transporte. Esta alternativa de tránsito recupera las horas perdidas en un congestionamiento vehicular. Se experimentan libertad y autonomía. No es necesario depender de aplicativos móviles, tampoco de servicios de transporte (corredores, buses, etc.).

Sin embargo, en una ciudad como Lima, existen factores que aminoran su uso. Un factor sería el comportamiento que tiene el conductor al volante. «En un escenario ideal existen conductores que conducen bien, mejor filtrados, con una mejor educación vial», remató el periodista de El Comercio.

Finalmente, no existe un plan integral entre las Municipalidades de Lima para unir las ciclovías y que el uso de la bicicleta sea constante y aumente.