Protesta contra la impunidad

SaludSociedad

Colectivos feministas realizaron un plantón frente a la sede central del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) para exigir a sus autoridades a que se pronuncien por la violación de una empadronadora  el pasado domingo.

Los miembros de las organizaciones exigieron la renuncia del presidente del INEI, Aníbal Sánchez, quien hoy puso su cargo a disposición (Foto: Teresa Rivas)

Redacción: Teresa Rivas

Mujeres (y algunos hombres) feministas protestaron ayer frente a la sede central del INEI a raíz de los actos de violencia cometidos contra varios de los voluntarios durante la realización del XII Censo de Población, en especial contra una mujer violada por el dueño de la vivienda que estaba empadronando. Esta institución ha sido duramente criticada por diversos sectores por sus deficiencias en la planificación, difusión y ejecución del proceso de empadronamiento, además de no haber tomado las medidas de seguridad pertinentes para proteger a sus voluntarios.

Las asistentes criticaron la presencia de policías resguardando el INEI y su ausencia durante el censo. (Foto: Teresa Rivas)

Miembros de organizaciones como DEMUS, Manuela Ramos y Mujer Dispara, además de otras personas que apoyaban la causa, esperaron durante tres horas que salga algún representante del INEI para responder a los reclamos de la población indignada por el brutal ataque a la voluntaria en Villa El Salvador.

“Me parece injusto que ningún funcionario salga a dar la cara”, dijo Nadia Ramos, miembro de la Red de Mujeres Iberoamericanas y jefa de una sección de empadronadores en Jesús María. Ramos recordó que en el censo de 2013 otra empadronadora fue violada por cuatro mototaxistas en Chorrillos, y aun así no se pensó en la seguridad de los voluntarios.

Nadia Ramos contó su experiencia como jefa de sección y los problemas que enfrentó con sus empadronadores a su cargo. (Foto: Teresa Rivas)

Desde hace varios días Punto Seguido intentó contactarse con representantes del INEI para conocer las políticas de seguridad que tomarían para proteger a los empadronadores, pero no obtuvimos respuesta. Las asistentes concluyeron su protesta invitando a participar de otro plantón frente a la Municipalidad de Villa El Salvador a las 8 p.m., y de la nueva marcha Ni Una Menos, a realizarse el sábado 25 de noviembre.

Maria Ysabel Cedano, directora de DEMUS, defendió la importancia de tener un enfoque de género para diseñar e implementar políticas públicas. (Foto: Teresa Rivas)