LOS SECRETOS SE REVELARON

Periodismo

Un recorrido te hará conocer dos ‘huequitos’ populares de la gastronomía peruana en Barranco.

Maravilla multicolor. El Lomo Saltado de Isolina con buena sazón, y aroma deslumbrante.

Escribe /Foto: Adriana Velazco

La empresa Secret Food Tours Lima te ofrece una caminata, a la que es recomendable asistir con el estómago vacío. Dos de las paradas que incluyen el tour, te dejarán más que complacido si es que tienes buen diente.

Primera parada: la taberna Isolina. Los clientes se aglomeran fuera del local por el derecho a una mesa. Ubicada en la Av. San Martín Prolongación 101, el pequeño restaurante con formato de peña criolla vibra, desde el mediodía, al ritmo de Eva Ayllón y el Zambo Cavero. La carta trae los mejores platos caseros que se hacen esperar con ansias. Te provocan al instante y te remontan a ese momento con la abuelita ‘chocha’ que en tu casa cocina para toda la familia. A tu mesa llega la santísima perfección titulada Lomo Saltado. Una fuente circular llena de trozos de carne jugosos, tiras de cebolla y tomate, junto a papitas amarillas doraditas, humean un olorcito irresistible: es imposible no atacar a fondo por norte, sur, este y oeste aquél deleite.

Luego, pasamos por Canta Ranita. En el antiguo mercado de Barranco, ubicado en Jr. Unión 146, no faltan Gilberto Santa Rosa y Rubén Blades en la música que ambienta el espacio. Llenísimo. Popular. Es buen ‘point’ para disfrutar con tus amigos, ‘tu gente’. Huele a limoncito. Te apetece una ‘chelita’. Y ves cómo desfilan los platillos que no quieres dejar de probar. Ya en tu mesa, increíble la leche de tigre, picante, sabrosa. El Mix Tricolor bien despachado se apodera de tu visión pues trae consigo una porción de ceviche, arroz con mariscos y suficiente calamar frito para comer entre dos.

Si deseas conocer los otros ‘huequitos’ de Barranco, no te pierdas el reportaje completo “Se Come, Se Goza” en la nueva edición, la n° 79 de Punto Seguido, disponible en: https://tinyurl.com/yy6zs94f